Este informe fue elaborado por el equipo de profesionales de ECOVIDA coordinado por el P. Marco Arana Zegarra, sobre la base de testimonios de la población afectada. En el informe se transcribe las propias voces de las personas afectadas quienes dan a conocer la magnitud del desastre ambiental ocasionado por la falta de normas de seguridad de la Empresa Minera Yanacocha (Newmont, Buenaventura y el banco Mundial). La difusión del informe ha sido relativamente restringida, debido a la falta de medios para darlo a conocer. A más de ocho años de producido el desastre, cuando la población sigue reportando dolores de cabeza, dolores reumáticos, ceguera, hemorragias nasales, irritabilidad; mientras que la propia empresa minera declara el hecho como “superado”, es oportuno que la comunidad nacional e internacional esté enterada y pueda realizar campañas de información y de presión ciudadana para obligar a la empresa minera Yanacocha a asumir sus responsabilidades y a las autoridades a cumplir su rol de salvaguarda de la salud ambiental de sus poblaciones.

El 02 de junio del año 2000, entre las localidades de Chotén, San Juan, La Calera, El Tingo, Choropampa y Magdalena, se produjo un derrame de mercurio inorgánico. Estas localidades se ubican en Perú, departamento de Cajamarca, provincia de Cajamarca.

El desastre ambiental de Choropampa fue ocasionado por la negligencia de la empresa Minera Yanacocha y la empresa de transportes RANSA S.A. del Grupo Romero. Se trata del mayor desastre mundial de mercurio metálico que haya afectado a una población. Según la propia empresa minera, 151 kgrs. de mercurio se perdieron: 49.1 Kgrs. fueron recuperados, 17.4 Kgrs. se perdieron en suelos y 21.2 Kgrs. se evaporaron, lo que deja 63.3 Kgrs de mercurio no recuperado.

">

Informe de la Verdad sobre el desastre en Choropamba


Publicado: 03-06-2010

ECOVIDA
Coord. Equipo de Investigación:
Marco Arana Zegarra
 

Este informe fue elaborado por el equipo de profesionales de ECOVIDA coordinado por el P. Marco Arana Zegarra, sobre la base de testimonios de la población afectada. En el informe se transcribe las propias voces de las personas afectadas quienes dan a conocer la magnitud del desastre ambiental ocasionado por la falta de normas de seguridad de la Empresa Minera Yanacocha (Newmont, Buenaventura y el banco Mundial). La difusión del informe ha sido relativamente restringida, debido a la falta de medios para darlo a conocer. A más de ocho años de producido el desastre, cuando la población sigue reportando dolores de cabeza, dolores reumáticos, ceguera, hemorragias nasales, irritabilidad; mientras que la propia empresa minera declara el hecho como “superado”, es oportuno que la comunidad nacional e internacional esté enterada y pueda realizar campañas de información y de presión ciudadana para obligar a la empresa minera Yanacocha a asumir sus responsabilidades y a las autoridades a cumplir su rol de salvaguarda de la salud ambiental de sus poblaciones.

El 02 de junio del año 2000, entre las localidades de Chotén, San Juan, La Calera, El Tingo, Choropampa y Magdalena, se produjo un derrame de mercurio inorgánico. Estas localidades se ubican en Perú, departamento de Cajamarca, provincia de Cajamarca.

El desastre ambiental de Choropampa fue ocasionado por la negligencia de la empresa Minera Yanacocha y la empresa de transportes RANSA S.A. del Grupo Romero. Se trata del mayor desastre mundial de mercurio metálico que haya afectado a una población. Según la propia empresa minera, 151 kgrs. de mercurio se perdieron: 49.1 Kgrs. fueron recuperados, 17.4 Kgrs. se perdieron en suelos y 21.2 Kgrs. se evaporaron, lo que deja 63.3 Kgrs de mercurio no recuperado.

Minera Yanacocha ha afirmado que los propios pobladores de Choropampa son los responsables de lo que les ocurrió puesto que habrían llevado el Hg por alguna de las siguientes razones: porque pensaron que era oro y tenía un alto valor comercial; porque hay la superstición de que el Hg cura para el susto; entre otros. Nada dicen los informes de la empresa respecto a que en vez de proceder a la evacuación de la población para evitar la intoxicación por vapor de Hg (como lo recomendó DIGESA), fueron los propios funcionarios los que minimizaron y dieron información confusa sobre los graves riesgos a los que se hallaba expuesta la población. Eran los tiempos de Fujimori y la empresa tenía la convicción de que la autodenominada “Primera Mina Ecológica del Perú” no podía malograr su imagen pública. Para la empresa minera, la salud de las personas estuvo en el último nivel de su preocupación: las contrataron a ellas mismas para recoger el Hg con sus propias manos, sin ningún equipo de protección; se burlaron de las primeras personas que acusaban síntomas de intoxicación mercurial; utilizaron sus enormes influencias para obligar incluso al personal de salud, al de educación, y al de la Policía Nacional para estar presentes en el horno de vapor de Hg sin equipos de protección (varios de ellos se enfermaron y fueron derivados a hospitales de Chiclayo con la inidicación de que no podían hacer declaraciones públicas).
La Newmont Mining Corporation, como principal accionista y casa matriz no aplicaba normalesglobales al manejo y transporte de materiales peligrosos en su mina de Yanacocha. En el Perú el costo de producción de oro es barato y las autoridades actúan sometidas a los grandes intereses de esta compañía.

 

 

 

 

“Qué sueños de un hermoso mundo sano y sin contaminación
les vamos a dejar a nuestros hijos,
si somos nosotros mismos los que estamos destruyendo
el mundo y su naturaleza y nuestra propia vida.”
—ALFONSO CARRASCO 25/07/00—
Poblador Afectado por el Desastre de Choropampa

 

 

 

 

 

 

VER DOCUMENTO COMPLETO


 

Este informe fue elaborado por el equipo de profesionales de ECOVIDA coordinado por el P. Marco Arana Zegarra, sobre la base de testimonios de la población afectada. En el informe se transcribe las propias voces de las personas afectadas quienes dan a conocer la magnitud del desastre ambiental ocasionado por la falta de normas de seguridad de la Empresa Minera Yanacocha (Newmont, Buenaventura y el banco Mundial). La difusión del informe ha sido relativamente restringida, debido a la falta de medios para darlo a conocer. A más de ocho años de producido el desastre, cuando la población sigue reportando dolores de cabeza, dolores reumáticos, ceguera, hemorragias nasales, irritabilidad; mientras que la propia empresa minera declara el hecho como “superado”, es oportuno que la comunidad nacional e internacional esté enterada y pueda realizar campañas de información y de presión ciudadana para obligar a la empresa minera Yanacocha a asumir sus responsabilidades y a las autoridades a cumplir su rol de salvaguarda de la salud ambiental de sus poblaciones.

El 02 de junio del año 2000, entre las localidades de Chotén, San Juan, La Calera, El Tingo, Choropampa y Magdalena, se produjo un derrame de mercurio inorgánico. Estas localidades se ubican en Perú, departamento de Cajamarca, provincia de Cajamarca.

El desastre ambiental de Choropampa fue ocasionado por la negligencia de la empresa Minera Yanacocha y la empresa de transportes RANSA S.A. del Grupo Romero. Se trata del mayor desastre mundial de mercurio metálico que haya afectado a una población. Según la propia empresa minera, 151 kgrs. de mercurio se perdieron: 49.1 Kgrs. fueron recuperados, 17.4 Kgrs. se perdieron en suelos y 21.2 Kgrs. se evaporaron, lo que deja 63.3 Kgrs de mercurio no recuperado.

" addthis:media="https://www.uasb.edu.ec/image/image_gallery?img_id=999924">
Bookmark and Compartir
247